Domingo, 23 de agosto de 2009
Publicado por PoetaRamon @ 12:43  | Poes?a
Comentarios (0)  | Enviar



   

FRIDA KHALO

 

Esta mujer que llora es un templo

con solo una columna -está rota-,

y sin embargo aguanta, qué devota,

los sueños de los dioses. La contemplo.

 

Sangra su corazón. Son las espinas

que clavó en su existencia la pintura.

De tanta sangre y tanta desventura

extrajo los colores su retina.

 

Fue libre esta mujer. Mira sus cejas,

quieren volar, dejar atrás las rejas

que impiden que camine entre auroras.

Su aliento es un volcán, sueña quimeras

y pinta su dolor. Qué gran señora.

Por su sombra, escondido, el gran Rivera.

 

Ramón LUQUE Sánchez


 


Tags: frida khalo, poesía, pintura

Comentarios